Mi confesión

Mi confesión

Hoy me he levantado para ir a correr como todas las mañanas y de repente me he dado cuenta de que lo que me apetecía era andar. Caminar mucho rato entre el verde. Me he preguntado, durante la caminata, cuántas cosas hago cada día porque “debo” en lugar de porque...